DESACELERACION

¿Se puede abrir el corazón a la vida?

DUDA-04Son las 04:45 de la mañana, y no recuerdo ¿Qué día es hoy?  La alarma de mi reloj ha sonado casi estrepitosamente, resonando los tímpanos de mis oídos.  Con mucha dificultad abro mis ojos y me levanto de la cama.  Comienzo con mi rutina de cada día y me preparo para ir a trabajar.  Mi esposa y mis hijas aun duermen, así que trato de no hacer mucho ruido mientras preparo en la licuadora mi desayuno.  Mesclando una combinación de avena, frutas, nueces y leche de soya.  El ruido que el motor de la licuadora produce, rompe el silencio que envuelve el ambiente en la cocina.  Mientras mis ojos se cierran en un parpadeo fugaz y mi mente se desconecta de mi cuerpo. 

Sintiendo absolutamente nada, consumo mi bebida de forma automatizada. Luego lavo la licuadora, el vaso y limpio un poco la cocina.  Después salgo a la calle, cierro la puerta con llave, me dirijo hacia mi carro, abro la puerta y me siento frente al volante.  Entonces noto que no están mis herramientas de trabajo ¡Lo cual es inusual!  porque yo solo saco de mi carro mis herramientas los fines de semana.  Rápidamente busco mi teléfono y al observar la pantalla descubro que es… ¡SABADO!   

DUDA-11Mi primera reacción es de enojo, ¿Cómo me pude equivocar? ¿Por qué tengo la alarma activa en sábado, si no tengo que ir a trabajar?  De lunes a viernes me levanto demasiado temprano, siempre de prisa, siempre cumpliendo con mi rutina sin importar si estoy cansado.  ¿Cómo me pude hacer esto a mí mismo? Hoy pude quedarme durmiendo un poco más y dejar que el tiempo pase sin hacer nada.  Seguidamente me miro a mí mismo en el espejo retrovisor y con voz áspera digo, ¡IMBECIL! Echaste a perder tu fin de semana.

Inmediatamente salgo del carro y cierro la puerta de un golpe.  Suspiro profundamente para tratar de calmar mi enojo conmigo mismo.  Con los ojos cerrados apoyo mi espalda sobre el carro, inclinando mi cabeza levemente hacia atrás, respiro profundamente hasta llenar mis pulmones de aire y mientras voy sacando el aire de mis pulmones lentamente abro mis ojos; para descubrir un cielo completamente cubierto de estrellas.

LUNA-02¿Qué extraño? No recuerdo cuando fue la última vez que vi las estrellas.  Pero estoy seguro de que las estrellas siempre han estado allí.  Mis ojos se iluminan con su destello, mientras en mis pupilas se reflejan mis sueños. ¡Qué maravilla! Aun puedo observar algunos planetas y redibujar las constelaciones inmersas en leyendas.  ¿Qué ha pasado?  ¿Por qué si me levanto casi todos los días temprano, yo no había visto las estrellas?

Repentinamente el frio viento de la madrugada acaricia mi rostro levemente, mi piel se eriza, mi corazón se enternece y mi mente deja de tener PRISA.  Nuevamente suspiro con tranquilidad y dejo que los recuerdos lleguen a mi mente.  Los días anteriores han sido muy tristes, le he dicho adiós a algunos de mis seres queridos, que se han marchado de este mundo, pero que permanecen vivos en mis recuerdos.  Levanto mi mano derecha y observo cada uno de mis dedos ¡Mi mano está vacía! Pero no mi CORAZON.

Entonces mis ojos dejan escapar algunas lágrimas, porque no he tenido tiempo de llorar a mis muertos.  Porque no he tenido tiempo de compartir con los vivos.  Porque he vivido con demasiada prisa.  Porque estoy tan ocupado que estoy dejando escapar mi VIDA.

ADILIA-04Las lecciones que he aprendido no me sirven de nada cuando las dejo en el olvido. Hace mucho tiempo aprendí que no se puede vivir de prisa.  Hace tiempo aprendí que lo más importante es la familia.  Hace tiempo aprendí que la convivencia requiere servicio, amistad, solidaridad con nuestros vecinos y amigos.

¡Hace tiempo aprendí que para vivir y ser feliz tenemos que aprender a abrir nuestro corazón a la vida!  Las dificultades, las tristezas, el dolor, la adversidad, los fracasos, los desafíos se deben enfrentar con alegría porque son parte de la vida.  Para triunfar hay que aprender a desacelerar el ritmo de nuestra vida.  Para ser felices hay que aprender a disfrutar de la luz de las estrellas en la oscuridad de nuestros problemas.

Sintiéndome más tranquilo, abro otra vez la puerta del carro, me siento frente al volante, miro mi reflejo en el retrovisor y digo, “Perdóname por llamarte imbécil, estaba confundido, estresado por la presión que ejercen en mi…  LAS COSAS QUE ME MOLESTAN Y QUE NO PUEDO CONTROLAR.  Pero todos los humanos cometemos errores, ¡No es una justificación, es la realidad!  Pero también podemos corregirnos para comenzar a hacer las cosas correctamente otra vez.”

IMG_2193Sonriéndome a mí mismo, salgo del carro.  Entro de nuevo a la casa.  Me dirijo hacia la habitación, donde mi esposa ya está despierta.  Ella me observa y luego pregunta, ¿Por qué te levantaste tan temprano, hoy es sábado?

Con una sonrisa amplia en mi rostro le respondo, “Para vivir, disfrutar y darle el inmenso valor que se merece todo lo que tengo, abriéndole mi corazón a la VIDA.”

 

ROY-08 UNIFAM KING-04 IMG_5193

 

 

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Blog at WordPress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: